Consejos

LA MEJOR ÉPOCA PARA VIAJAR A CAMBOYA

La mejor época para viajar a Camboya es cualquier momento del año. Camboya tiene tres estaciones bien diferenciadas, cada una con sus características y su encanto.

Estación de lluvias: De junio a octubre

Temperatura media: 32 grados

No temas a la lluvia, ya que sólo llueve durante 40 minutos o una hora diaria. Al contrario, en la época de lluvias Camboya parece una enorme manta verde, tan intenso que seguro que te cautivará. Además los templos se cubren de un musgo verde que les confiere un aire todavía más misterioso.

Estación seca fría: De octubre a febrero

Temperatura media: Entre 110 y 210 grados.

La temperatura se refresca y Camboya tiene un tono más marrón pero nos despreocupamos totalmente de la lluvia.

Estación seca cálida: De marzo a mayo

Temperatura media: entre 210 y 38 grados.

La temperatura sube y Camboya tiene un tono más marrón.

UNA MALETA LIGERA Y FRESCA

En Camboya siempre hace calor, incluso por las noches, excepto en algunas provincias montañosas en las que refresca en diciembre y enero. La maleta para viajar a Camboya puede ser ligera.

Ropa fresca y transpirable

Independientemente de la época del año en la que viajes a Camboya, la ropa adecuada tiene que ser ligera y transpirable, preferiblemente de algodón.

Calzado cómodo

Las zapatillas deportivas son el calzado ideal, no hacen falta las botas de trekking.

Imprescindibles

Gorro, gafas de sol, protector solar, repelente de mosquitos y botiquín básico.

LA MONEDA

La moneda oficial de Camboya es el RIEL CAMBOYANO (KHR) y el cambio con el dólar es aproximadamente 1 USD = 4000 KHR.

A pesar de contar con moneda propia, en Camboya el dólar americano se utiliza de forma habitual prácticamente en todas partes, siendo el riel la moneda utilizada para pagos pequeños y el sustitutivo de las fracciones de un dólar, ya que no circulan monedas.

En las principales ciudades de Camboya hay cajeros en los que puedes disponer tanto de dólares como de rieles, y es también fácil cambiar euros en bancos y oficinas de cambio.

Es importante que tengas en cuenta que los dólares en mal estado o estropeados pueden no ser aceptados en muchos sitios, incluso en los bancos. Para evitar problemas, no los aceptes en malas condiciones.

ENCHUFES

Los adaptadores no son necesarios en Camboya. La corriente eléctrica es de 220 V (50 Hz).

Aunque el sistema eléctrico camboyano es todavía un poco precario y, sobre todo en época de lluvias, puede haber cortes de suministro, los hoteles en las grandes ciudades suelen tener un generador.

Los enchufes tienen una entrada múltiple que permite tres tipos diferentes (A, C, y G), entre ellos los españoles y europeos, de dos polos redondos o planos.

Así que, ya sabes, no son necesarios adaptadores de enchufe o de corriente. ¡Una cosa menos que traer en la maleta!

VACUNAS

No hay ninguna vacuna ni tratamiento obligatorio para viajar a Camboya, pero deben ser los centros de Vacunación Internacional del Ministerio de Salud Español, los Servicios especializados en Medicina del Viajero o Medicina Tropical los que te informen al respecto.

En niños y personas mayores existen necesidades especiales en lo que a vacunaciones y quimioprofilaxis antipalúdica se refiere, por lo que el consejo médico en un Centro de Salud Internacional es prioritario.

Es aconsejable acudir a estos centros por lo menos un mes antes del inicio de vuestro viaje.

SEGURIDAD

Camboya no es un país peligroso para ir de vacaciones, sin embargo hay algunas pequeñas precauciones que es importante tener en cuenta.

Atención a los pequeños robos

Actualmente Camboya es más segura que muchas ciudades occidentales pero, sobre todo en las grandes ciudades y en las zonas más turísticas, es conveniente que no bajes la guardia. Basta con tomar las precauciones habituales de cualquier viaje y así evitarás los pequeños hurtos, en la mayoría de casos realizados por descuido y sin violencia.

Cuidado con los accidentes de circulación

No hay que despreciar en este caso el riesgo que puede existir de sufrir un accidente de circulación si nos desplazamos en motos o coches alquilados por nuestra cuenta. En Camboya se ignoran las normas de circulación y el tráfico empieza a ser muy intenso, sobre todo en Phnom Penh y en las carreteras principales.

Las minas antipersona ya no son un peligro

Otro aspecto a menudo asociado a Camboya son las minas antipersona. Actualmente, y gracias al trabajo de limpieza realizado en los últimos 15 años, aún en las zonas más remotas y alejadas de los trayectos turísticos habituales, la posibilidad de encontrarse una mina es mínima.

VISADOS

El visado para entrar en Camboya es muy fácil de obtener. Lo podréis tramitar sin problemas a vuestra llegada a cualquiera de los aeropuertos o puntos de entrada del país.

El proceso de obtener un visado para viajar a Camboya no os llevará más de 15 o 20 minutos y necesitaréis:

– Un pasaporte con al menos 6 meses de validez y dos páginas en blanco.

– Una foto tamaño carnet.

– 30 dólares

El visado para Camboya tiene una validez de 30 días y no es complicado hacer una extensión del mismo si lo necesitáis.

SEGURO MÉDICO

Es obligatorio viajar a Camboya con un seguro médico que cubra cualquier eventualidad.

 

La sanidad en Camboya es todavía muy precaria y básica, por lo que no debemos confiarnos y es necesario estar cubiertos por un seguro que incluya gastos médicos y evacuación.

Es recomendable también traer un pequeño botiquín básico de viaje que puede ayudar en caso de pequeños percances que no requieran de una asistencia médica. Éste podría incluir esparadrapo y vendas, antiséptico para heridas, un analgésico y/o antiinflamatorio simple como paracetamol y/o ibuprofeno, un antibiótico de amplio espectro, un antidiarreico, sobres con sales de rehidratación oral, repelente de insectos, protector solar, y por supuesto, cualquier otra medicación de uso personal por enfermedad previa.